Nueva Revista ASINTRA nº 139: Bus, el más económico


ASINTRA acaba de lanzar un nuevo número de la Revista, 139, bajo el título “Bus, el más económico”. Puede leer o descargar la revista en nuestra página web: http://www.asintra.org/home/

En este número se recogen, entre otros temas: la solicitud de ASINTRA de un incremento del 10% de la velocidad máxima de los autobuses en autopistas y autovías; la última reunión de la Junta Directiva, que contó con la asistencia de Joaquín del Moral; el Barómetro del Autobús correspondientes al cuarto trimestre de 2012; el rechazo del Congreso a las enmiendas a la totalidad de la LOTT; la subida extraordinaria de un 3% de las tarifas de los servicios regulares; la reunión mantenida con el Príncipe de Asturias, en la que se le trasladaron las claves de la sostenibilidad medioambiental en el Turismo; la entrada en vigor de los derechos de los pasajeros del autobús y el autocar; el registro de las mejores cifras de seguridad vial; junto con diversos artículos de opinión en la sección del Foro de Expertos: Tarifas sin competencia; El proceso de renovación concursal de los servicios públicos concesionales regulares permanentes de uso general versus proyecto de reforma de la LOTT; Comentarios a la sentencia del Tribunal Supremo de Conflicto Colectivo sobre el Certificado de Aptitud Profesional; junto con un resumen de la Jornada organizada por Unidad Editorial, en la que se debatió sobre la reforma de la LOTT y los nuevos pliegos concursales a debate; entre otros temas.

Gracias al nuevo formato digital, la Revista se distribuye a un mayor número de lectores que antes, lo que nos permite hacer llegar a más personas nuestros planteamientos.

Editorial: Cambios

Nos encontramos en un momento de gran incertidumbre, motivada principalmente por la crisis económica que atravesamos, cuyos efectos en el transporte de viajeros por carretera se han dejado notar con una fuerte caída de la demanda, cifrada en más de un 22% desde el inicio de la crisis en agosto de 2007, el fuerte aumento del precio del combustible (más de un 60% desde 2009), las dificultades de acceso al crédito para la gran mayoría de las empresas del sector y la gran morosidad de las Administraciones Públicas.

Pero a esta situación se añade el proceso de reformas normativas que está acometiendo el Ministerio de Fomento con la modificación de la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres (LOTT) y diversas órdenes ministeriales (documentos de control, contabilidad analítica, condiciones generales de contratación y régimen jurídico de las autorizaciones de transporte), el proceso de renovación concursal iniciado en 2007 y que se encuentra paralizado por la judicialización que está sufriendo, el proyecto de modificación del Reglamento General de Circulación que pretende reducir los límites de velocidad de los autobuses y la fuerte competencia de otros modos como las low cost aéreas o la nueva política tarifaria de Renfe, especialmente en los servicios de alta velocidad.

Ante este aluvión de modificaciones en un sector que presta los servicios de forma razonable, como se pone de manifiesto en los diferentes análisis de calidad, la razón aconseja no hacer cambios en aquello que funciona y esperar a que el contexto sea más favorable para abordar estas reformas y centrarse ahora en aquéllas que consideramos más urgentes acometer, como son: la concentración empresarial, la adaptación de la oferta a la demanda, la recuperación de la unidad de mercado, mayor coordinación entre modos, mejorar la imagen del transporte por carretera, reducir las cargas administrativas e incrementar la profesionalización.

Somos el único modo de transporte capaz de garantizar la movilidad de forma universal y eficiente, tanto desde el punto de vista económico como medioambiental, configurándonos como un transporte competitivo adaptado a las necesidades de los viajeros del siglo XXI. Por ello, el sector precisa ahora más que nunca de la oportuna atención y apoyo de las administraciones.

Deja un comentario