Jornada: “La situación actual y perspectivas del transporte terrestre colectivo de viajeros en España


La Asociación Española del Transporte organizó, en colaboración con el Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos, la jornada “La situación actual y perspectivas del transporte terrestre colectivo de viajeros en España”, que se celebró el pasado 11 de junio en la sede del Colegio de Ingenieros.

El Transporte Colectivo de Viajeros es una materia de permanente actuación de las Administraciones Públicas, tanto en el ámbito estatal, como autonómico, e incluso en el local, por su importancia estratégica para el país, acrecentada con la situación de crisis económica que se atraviesa en la actualidad, y por los objetivos de sostenibilidad (social, económica y ambiental) establecidos  por la Política Comunitaria de Transportes, marco que a su vez es el que conforma la política española en la materia.

En el momento actual es de destacar la existencia de una serie de medidas internas de planificación y de ordenación de significativa importancia, entre las que caben destacar:

·         la aprobación del Plan de Infraestructuras, Transportes y Vivienda (PITVI) 2012-2024

·         los proyectos de ley de reforma de la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres (LOTT) y Ley Orgánica de Delegación de Facultades del Estado en las CCAA en relación con los Transportes por Carretera y por cable.

Por otra parte, cuestiones vitales como la liberalización ferroviaria del transporte de viajeros, la política de privatizaciones dentro del sector público y su posible incidencia en el sector ferroviario, presentan un escenario complejo que ha de acometerse en su integridad.

Es en este contexto, que la Asociación Española del Transporte entendió conveniente la organización de una jornada monográfica sobre esta materia, ceñida en principio a los modos terrestres, desarrollada por especialistas del más alto nivel de las Administraciones Públicas, de las Organizaciones Empresariales y Entidades Profesionales, relacionadas con los sectores del transporte terrestre de viajeros (por carretera y ferrocarril), al objeto de analizar, debatir y extraer conclusiones sobre la situación actual del Transporte Terrestre Colectivo de Viajeros en España, e identificar los cambios previsibles derivados del PITVI y su desarrollo normativo.

El acto contó con la intervención del presidente de ASINTRA, Rafael Barbadillo, quien hizo un repaso de la grave situación que atraviesa el transporte de viajeros por carretera en España, con una caída sostenida de la demanda (-28% desde 2008), el constante aumento del precio del combustible (+58% desde 2009), la mortalidad de las empresas, las deudas de las Administraciones Públicas (adeudan al sector 300 M€) y la dificultad de acceso a la financiación.

En este sentido explicó que “la modificación de la LOTT, motivada fundamentalmente por la reforma del régimen sancionador y para adaptar la Ley a la normativa de la UE, debería haber ido más allá” y enumeró los aspectos que echa en falta en esta modificación, como: la recuperación la unidad de mercado y necesaria concentración del sector; una mayor coordinación entre modos; ganar mayor tamaño empresarial; dotar de mayor versatilidad y flexibilidad a las empresas, adaptando la oferta a la demanda; el incremento del uso de las nuevas tecnologías; una mayor profesionalización del sector y mejora de su imagen; la reducción de las cargas administrativas, así como dotar de mayor seguridad jurídica a las prorrogas concesionales.

Se refirió también a la necesidad de racionalizar la red actual, con el fomento de sinergias de explotación, evitando la oferta no productiva, favoreciendo la intermodalidad con aeropuertos y estaciones ferrocarril y flexibilizando la gestión, con tarifas valle, llano y punta. Asimismo, señaló la urgencia de un plan de infraestructuras para el sector, con el establecimiento de carriles bus vao en los accesos a las grandes ciudades y un plan de mejora para las estaciones de autobuses, y de la reducción de la fiscalidad del combustible para el transporte profesional, muy penalizado, haciendo especial hincapié en la necesaria eliminación del céntimo sanitario.

Por otro lado, también solicitó que la Administración ponga en marcha el 2º Plan de Pago Proveedores, un nuevo Plan VIVE para Autobuses, el Plan Plata II y la Ley de Desindexación de la Economía, así como que se fomente el transporte turístico discrecional, que contribuye al desarrollo de otras actividades como el turismo, el redimensionamiento empresarial y la formación para aumentar la competitividad.

Respecto a los concursos, denunció lo poco beneficioso que está siendo para el sector el proceso de judicialización que está sufriendo el proceso de renovación concursal, y señaló que “el nuevo pliego deberá adaptarse a la reforma de la LOTT y a las características de los servicios”, preservando la continuidad del contrato con criterios de solvencia técnica, económica y profesional, con un control exhaustivo de las bajas temerarias.

Finalmente se refirió a los principales retos a los que se enfrenta en la actualidad el transporte de viajeros por carretera, como son: la inestabilidad normativa; el proceso de racionalización que está llevando a cabo Renfe; la modificación del Reglamento General de Vehículos, que pretende reducir la velocidad un 10%; la necesaria gestión privada de los servicios públicos de transporte (hasta un 40% más eficiente); la internalización de las empresas; la fuerte competencia con otros modos o la competitiva política comercial puesta recientemente en marcha Renfe.

La jornada también contó con la participación de Joaquín del Moral, Director General de Transportes Terrestres del Ministerio de Fomento, quien manifestó que ante los retos y dificultades el Ministerio está intentando ser activo y tomar las medidas adecuadas para solucionar toda la problemática que está afectando al sector.

Del PITVI destacó su clara apuesta por la intermodalidad, “buscando el modo más eficiente en cada caso”, con la existencia de una oferta global de servicios en la que se combinen todos los modos existentes, con el fin de facilitar el mejor transporte al usuario.

Sobre el transporte de viajeros por carretera se refirió a las importantes cambios normativos en los que está trabajando su Departamento, como son la reforma de la LOTT, el desarrollo del ROTT o el paquete de órdenes ministeriales que incluyen la Orden de documentos de control, la de contabilidad analítica, la de condiciones generales de contratación o la de autorizaciones de transporte.

Respecto a la reforma de la LOTT informó que ahora se encuentra en el Senado y que es previsible que esté vigente para finales de julio. Para la elaboración de la reforma, el Director señaló que se ha buscado siempre la participación del sector, aunque no siempre se ha estado de acuerdo, y que se ha logrado un texto final con bastante consenso en el que, entre otros, se refuerza el principio de exclusividad de las concesiones, se permite la posibilidad de unir contratos de gestión, se elimina el sistema de desempate actual, se establecen en los pliegos criterios mínimos de solvencia técnica, económica y profesional o se contempla la posibilidad de adjudicaciones directas en casos excepcionales. Siempre apostando firmemente por el sistema concesional, que da un gran servicio, que llega a todas partes, con una tarifa muy competitiva, un servicio de gran calidad y seguridad, que no genera ningún gasto para la Administración.

Asimismo señaló la necesidad de ajustar la oferta a la demanda actual, buscando el equilibrio económico. Y se refirió a la subida extraordinaria de las tarifas de los servicios regulares, de un 3% de media, que se produjo en el mes de marzo. Un hito, al ser la primer vez que se realizaba, con el que Fomento ha pretendido paliar el fuerte desequilibrio de tarifario, motivado principalmente por el fuerte incremento del precio del combustible en los últimos años.

En cuanto a los concursos, explicó que hasta 2014 se renovarán 64 concesiones, por lo que “tanto a la Administración como a las empresas les espera un gran trabajo, con la complicación añadida de la judicialización del proceso, motivo por el cual, el Ministerio está siendo muy prudente de cara a la elaboración de un nuevo pliego concursal, para que se produzcan las mínimas inseguridades en el futuro”.

Finalmente se refirió al plan de racionalización de los servicios de media distancia de Renfe, un ejercicio de eficiencia y racionalidad en el que se han planteado el modo de transporte mejor a nivel económico y medioambiental, saliendo como resultado la carretera. También se ha realizado un estudio sobre las paradas, para suprimir aquellas en las que la demanda era inexistente y reduciendo el número de pardas en los servicios de 1 a 5 viajeros. Igualmente se modificarán orígenes y destinos y el tamaño de los vehículos, que en muchos casos son demasiado grandes y caros. De este modo se suprimirán 500 expediciones semanales.

En este sentido señaló que muchas concesiones tendrán que ser modificadas para dar servicio a estos nuevos usuarios, para que “nadie se quede sin transporte”, añadió.

Según dijo, ahora el mismo trabajo se realizará también con las líneas de FEVE y para los servicios AVANT de media distancia y alta velocidad, aportando aquí también mayor eficiencia y reducción de costes.

Concluyó su intervención afirmando que “todas las medidas que emprendiendo el Ministerio de Fomento están enfocadas a lograr un sistema de transporte equilibrado y sostenible, que garantice la movilidad de todos los ciudadanos, con los mejores estándares de calidad y seguridad”.

Deja un comentario